“La Vida escapa como caballos a través de las colinas”

Charles Bukowski

“Days run away like wild horses over the hills” es sólo uno de los cuentos que escribió Charles Bukowski. A priori no habría ninguna razón para hablar hoy de él, pero se trata de la inauguración de la sección “literatura” para este curso en Arteficieros y hay que empezar nombrando a un grande de los grandes, considerado uno de los mejores escritores del s. XX.

No hay nada que
discutir
no hay nada que
recordar
no hay nada que
olvidar
es triste
y
no es
triste
parece que la
cosa más
sensata
que una persona puede
hacer
es
estar sentada
con una copa en la
mano.

Este poema se titula “Los mejores de la raza” y compone una ínfima parte de este escritor, que cuenta con seis novelas e incontables cuentos y poemas, y eso que muchos de ellos jamás llegaron a publicarse.
Sexo, política, la psicología de las personas, alcohol, delincuencia… son los temas que Bukowski trataba en su literatura, desde una óptica sin tapujos que no se amilanaba ente la necesidad de emplear la palabra “follar” o “coño”. En las páginas de Bukowski podemos encontrar el retrato de la sociedad estadounidense del siglo XX a través de la visión de la vida, especialmente en las novelas, a través de los ojos de su alter-ego, Henri Chinaski. La escritura del autor norteamericano se ha encuadrado dentro del “realismo sucio”, del que también forman parte John Fante -uno de los máximos inspiradores de Bukowski- o J.D. Salinger -el escritor del aclamado “El guardián entre el centeno”-.

Henry Charles Bukowski nació en Alemania en 1920 y a los tres años se trasladó a Estados Unidos junto a su familia. En una familia sin demasiados recursos, con un padre violento y marginado por el resto de los niños. Así era la infancia del pequeño Henry, nombre que deshechó al hacerse escritor por parecerle vulgar. La vida de Bukowski queda reflejada en cada página de su literatura. Miles de trabajos de donde era despedido por ir bebido o por contestar mal, noches con mujeres emborrachándose y una máquina de escribir que fluía engrasada con alcohol y con buena música clásica. Charles Bukowski murió en 1994 en California, poco después de terminar su último cuento-novela-diario “El capitán salió a comer y los marineros tomaron el barco”.

Reflexionar sobre la situación del mundo, la posición de una persona en él, la muerte y demás temas muy transcendentales. Ver la vida sin miramientos ni finezas: alcohol, follar, golpes. Todo esto se encuentra en la literatura de Bukowski.

Nota para vagos: Si te ha interesado la literatura o la vida de Bukowski existen dos películas sobre su vida: “Barfly, el borracho” -más “hollywoodiense” y menos profunda, con guión del propio autor, con un libro, “Hollywood”, que explica toda la producción del film -y la segunda de producción europea -“Factótum”-.

Os recomendamos un cuento (para leer en 10 minutitos), “La máquina de follar, y algunos poemas.

Por cierto, si te gusta la poesía o si simplemente tienes curiosidad, mañana puedes disfrutar de otra sesión del ciclo Este jueves, poesía, que se celebrará a las 19:30 en el Salón de Juntas de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad, y contará con la participación de los poetas Jordi Doce y Luisa Miñana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: